Meditaciones de etiquetas: Buena espera.